Claro que sí, tanto para un cuidado diario como para frenar los brotes de seborrea ya sean del rostro, de las zonas troncales y pliegues o del cuero cabelludo.

Los dermocosméticos antiseborréicos están formulados por un conjunto de activos encaminados a eliminar rojeces, inflamación, eccemas y picores:

  • Antiinflamatorios: que disminuyen el eritema (rojez) y el picor
  • Antiseborréicos: para regular la producción de sebo
  • Queratorreguladores y queratolíticos: que controlan y reducen la descamación
  • Antipruriginosos y calmantes: del picor y el malestar
  • Antifúngicos: para disminuir las levaduras del género Malassezia furfur, hongos causantes de las reinfecciones

Así conseguimos actuar sobre los factores desencadenantes del brote.